Los 5 récords Guinness más curiosos del mundo del motor

Algunos récords Guinness son sorprendentes, nos llenan de admiración. Otros son curiosos, alucinantes… rebuscados incluso. El mundo del motor no es una excepción: Ciertos coches, motos y camiones han sido capaces de llevar a cabo proezas heroicas, inspiradoras. Otros tienen honores como mínimo pintorescos, como un Fiat 500 de 1975 recubierto por trenzas de cabello natural, certificado como “el coche más peludo del mundo”. ¿Cosa de broma? Este vehículo está valorado en 124.000 euros. Hoy repasamos en nuestro blog algunos de los récords más interesantes que nos ha proporcionado el mundo del motor. Y, ya sabes, DFM Rent a Car es tu empresa récord en calidad y servicio para el alquiler de vehículos.

1. El coche más largo del mundo: 30,51 metros

¿Alguna vez te has quejado porque, al ser tu coche demasiado grande, resulta en ocasiones difícil de aparcar? Consuélate pensando que esta limusina mide nada menos que 30,51 metros. Fue ensamblada por Michael Dezer en Florida hace unos meses y está considerada el coche más largo del mundo. Su treintena de metros dan para mucho. De hecho, en su interior tiene piscina, un minigolf e incluso un helipuerto. Y, lo más importante, es capaz de moverse. Ahora bien, estacionarlo debe de ser todo un reto.

2. El camión más largo del mundo: 1.474 metros

Mucho más ambicioso en cuanto a dimensiones se refiere es el calificado como “camión más largo del mundo”. Este vehículo alcanzó la friolera de 1.474 m. de longitud, es decir, prácticamente un kilómetro y medio. Es un Mack Titán cuya cabeza tractora fue capaz de arrastrar nada menos que 113 remolques cuyo peso sumado alcanzaba las 1.300 toneladas. Eso sí, este descomunal convoy no es operativo a efectos prácticos: Fue capaz de recorrer cien metros de una carretera australiana, lo que es, desde luego, toda una hazaña.

3. La carretera más larga del mundo: 23.000 kilómetros

¿Te gusta viajar en coche? ¿Vivir una larga aventura descubriendo lugares con el ritmo especial que nos proporciona movernos sobre cuatro ruedas? En ese caso, te gustará y te sorprenderá saber que la carretera más larga del mundo se extiende hasta la vertiginosa cifra de 23.000 kilómetros. Si la tomamos de norte a sur, la carretera une Magadán (noreste de Rusia) con, en el extremo opuesto, Ciudad del Cabo, en Sudáfrica. Si vas de un punto al otro habrás recorrido 17 países a lo largo de dos continentes y habrás atravesado algunos de los lugares más bellos del planeta, desde páramos helados a desiertos y selvas tropicales.

4. El cambio de rueda más rápido en carretera: 58,43 segundos

Una de las muchísimas cosas que nos apasionan de la Fórmula 1 es la increíble velocidad con que los bólidos son puestos a punto en boxes en plena carrera. No en vano, el récord del cambio de neumático más rápido fue por mucho tiempo de 3,2 segundos. Sucedió en el GP Bélgica en 1993 por parte del equipo Benetton. Hace unos pocos años, el equipo Red Bull superó esa cifra con apenas 1,82 segundos en el GP de Alemania. 

En carretera y con utilitarios normales el cambio de rueda no es en absoluto algo que se pueda hacer de manera tan ágil, como quizás hayas tenido la desgracia de comprobar. De hecho, el cambio de neumático más veloz ejecutado en carretera se culminó en 58,43 segundos en 2015, una cifra que no está nada mal y que a todos nos gustaría ser capaces de alcanzar llegado el caso. ¿Un más difícil todavía? Tan solo un minuto y 17 segundos se necesitaron para hacer el cambio de neumático más rápido… con el vehículo en marcha.

5. El coche que ha sido empujado más kilómetros: 107 km.

Y terminamos con un récord que, solo de pensarlo, nos hace sudar: El coche que ha sido empujado más kilómetros… 107 en total. Mover a fuerza de músculo nuestro vehículo es algo que, normalmente, solo haríamos por pura necesidad tras una avería. Sin embargo, un joven croata llamado Tomislav Lubenjak lo hizo para entrar en las privilegiadas páginas del libro de los récords Guinness. Eso sí, para su reto eligió un Smart de 730 kilos (más el peso del conductor), un vehículo ligero, con lo cual no queremos restar, desde luego, mérito alguno a su evidente proeza.


Como ves, el mundo del motor siempre tiene nuevas sorpresas que brindarnos. Ahora bien, cuando del alquiler de coches se trata, las sorpresas nos gustan lo justo. Por ello, en alquiler de vehículos industriales, de trabajo o turismos, DFM Rent a Car se esfuerza cada día para ofrecerte el mejor servicio y la máxima calidad. ¡Descubre todo lo que tenemos para ti!


Alquiler flexible
Precio especial por días
Atención personal
Vehículos industriales